Nota a unos cuentos de Paulina Constancia

Andrea Gallo





En este año 2009, publicado en Filipinas por la editorial de Ciudad Quezon, la Central Book Supply Inc., ha visto la luz una colección bilingüe español-inglés cuyo título es Cuentos hispanofilipinos.

....El volumen recoge tres cuentos del director de nuestra revista, Edmundo Farolán, introducidos magistralmente por Isaac Donoso, y cuatro cuentos de Paulina Constancia presentados por el autor de esta nota.

....Este libro ofrece un raro ejemplo de prosa castellana escrita por filipinos en la actualidad.

....Si los cuentos de Farolán se enfocan en los recuerdos del pasado y de una lejana vida familiar, Paulina en cambio para sus relatos se inspira en la realidad de su nativa isla de Cebú y en anécdotas de la vida cotidiana.

....En los breves textos, cuyo título en el orden es El chino asiste a una misa católica, El mono y el científico, Tatang va a Nueva York y El apóstol, Paulina Constancia revela una escritura atenta a los detalles de la vida cotidiana de la gente visaya, ella utiliza y elabora ese patrimonio anecdótico que las pequeñas comunidades oralmente transmiten cual depósito de pertenencia a una comunidad.

....Autora del poemario bilingüe Brazos abiertos/ Open arms (New Wesminster, World Poetry Publishing, 2003), que en esta sede se ha reseñado, Paulina es primeramente una artista plástica. Es un arte el suyo seudo-naïf, muy influido por la tradición étnica filipina a la que se ha sumado el descubrimiento del patrimonio artístico-cultural de México; y es de este rico país que Paulina ha recuperado también el entusiasmo y el placer por el idioma español, lengua tan propia y peculiar del pasado reciente de su isla natal.

....Los colores de sus cuadros son intensos y vivos; su variopinta pintura se caracteriza por la representación de la figura humana que, puesta al centro del paisaje, se revela como sujeto y síntesis de toda la naturaleza, una naturaleza armónicamente exuberante en equilibrio con el hombre y sus propios sentimientos. Toda la obra gráfica de Paulina es intensamente humana: una aptitud expresionista que representa la visión subjetiva y sentimental con la que el Yo pintórico/poético plasma la materia, la realidad exterior.

....Este proceso de representación de los sentimientos y de sus motivaciones interiores que actúa a través de la plasticidad de los materiales físicos, es el mismo que obra con lo abstracto de la palabra poética: “Como un caleidoscopio,/ la vida está llena de pedazos/ de vidrios de colores que reflejan/ un espectáculo de imágenes./ Aprecia el caleidoscopio que es tu vida/ ¡Siempre vela a la luz!” (Brazos abiertos/ Open arms, p. 39) .

....Así como su pintura, la escritura de Paulina también es plástica y concreta, animada por la observación directa y por la experiencia de la realidad. Tampoco su prosa, tan concreta y casi anecdótica, se entrega a una representación objetiva y realista, sino que se pone al servicio de una expresión de los sentimientos y movimientos del ánimo humano, que sin embargo nunca es análisis psicológico.

....Cebú, no tanto como lugar físico, sino más bien por su cotidianidad, su gente y su forma de pensar, es el escenario de esta narración.

....El primer relato El chino asiste a una misa católica es un divertido, un curioso episodio que bien describe la realidad isleña. Desde siempre hubo inmigración de China hacia las Visayas; la integración con los nativos ocurría a través de la adquisición de la religión católica y del contraer matrimonio con una señorita local. Es éste un tópico de la cultura filipina, historias semejantes son habituales en dicho contexto, y son objeto de literatura, como por ejemplo en la magistral novela La odisea de Sing-a (1921) de Gómez y Windham. En fin, un tema que Paulina saca de la tradición oral de su comunidad en la que las historias de las personas se transmiten modificadas, agigantadas, ridiculizadas, a lo largo de las generaciones.

....Sigue el divertido cuento El mono y el científico reelaboración esperpéntica de un chiste popular.

....En Tatang va a Nueva York aparece una faceta de peso para la cotidianidad de mucha parte de la sociedad filipina actual: la emigración al extranjero. El país poco a poco va cambiando de aspecto y de hábitos, y de su condición rural se va mentalizando, incluso en los estratos más populares de su población, con realidades muy lejanas. Chistosa la aptitud psicológica de quien, el protagonista, por primera vez, y por “necesidad”, sale de su aldea y se enfrenta con la diversidad de un ambiente desconocido y artificial.

....Paulina cierra la sección de sus cuentos con El apóstol, un curioso pero absolutamente verídico fresco de la realidad del medyo bakla es decir de un homosexual afeminado y aceptado por la sociedad en su condición de kabaklaan.

....El estilo de Constancia es muy personal: no demuestra influencias directas de algún autor o de cierta tradición en especial.

....Si una tradición existe, es la tradición oral, la de las anécdotas que se cuentan en los hogares, las de la crónica menuda del pueblo, enriquecidas por la sagacidad y la sabiduría popular, pormenores de vida que construyen un depósito de valores y códigos de comportamiento de una comunidad que en esos valores se reconoce.

....Una interesante escritura naïf que es espejo de una pintura naïf (seudo-naïf) la cual elige conscientemente en estar fuera de cualquier escuela para sentirse más auténtica y espontánea, sin romper con la tradición, sino convirtiéndose en testigo fidedigno de la tradición popular.


^arriba^






portada invierno 2009-2010 archivos enlaces contactar índice

Tomo XIII, no.4,
Invierno 2009-2010


Director: Edmundo Farolán




En este número:

Editorial

Conferencia sobre el Galeón
Javier Ruescas

Un Comunicado sobre el registro en Madrid
de la Asociación Cultural Galeón De Manila (ACGM)

Juan Hernández Hortigüela

Hispanismo y la nacionalidad filipina
Raúl Manglapus

Ferdinand Emmanuel Marcos y Edralín,
El que quiso la independencia económica de Filipinas

Guillermo Gómez Rivera

Nota a unos cuentos de Paulina Constancia
Andrea Gallo


Reflexiones: A 50 años de la publicación
de Arquitectura española
en Filipinas (1565-1800)

de María de Lourdes Díaz-Trechuelo López-Spinola (1921-2008)
y a un año de la muerte de su autora

Jorge Ortiz Colom

Cartas de nuestros lectores


BIBLIOTECA DE CRÍTICA LITERARIA FILIPINA
Número Quinto


GLOSAS DE BIBLIOGRAFÍA CRÍTICA ACTUAL
EN FILIPINAS

Isaac Donoso Jiménez









Todos los derechos reservados /
Copyright © 2009
Revista Filipina,
Edmundo Farolán
Diseño: E. A. Lozada